Croquetas de Queso Cabrales

El queso Cabrales es un queso azul que se elabora con leche de vaca, oveja y cabra, animales que se alimentan de los pastos de montaña. Una vez que el queso se elabora, lo dejan en cuevas naturales para que madure, entre dos y cuatro meses, con una humedad de 90% y entre 8 y 12º C. Estas condiciones son las que obran el milagro, ya que favorecen el desarrollo de los mohos del tipo penicillium en el queso durante el proceso de maduración, lo que le aporta las zonas y vetas de color azul verdoso.
queso cabrales Estas cuevas naturales, son de uso individual o colectivo, y muchas veces el derecho de uso e incluso la colocación en la cueva, pasa de una generación a otra.

El queso de Cabrales desde 1981 se encuentra regulado mediante un Consejo Regulador, un órgano que garantiza la autenticidad, calidad y el cumplimiento de las normas de la Denominación de Origen Protegida Cabrales, entre otras cosas, ellos inspeccionan los rebaños ubicados en la zona, las queserías y las cuevas de maduración, controlan la leche y los quesos producidos, asesoran y colaboran con los productores y por supuesto, difunden y promocionan el queso de Cabrales. Toda la información en su web.

Dentro del amplio abanico de opciones en las que este queso puede ser preparado se encuentran las croquetas de Cabrales, toda una delicia para aquellas personas a las que les gusta pecar de vez en cuando con un frito y disfrutar del intenso sabor de este preciado queso asturiano, empezamos!

 

croquetas queso cabrales

 

PREPARACIÓN:

1. Ponemos las 4 cucharadas de aceite de olive virgen extra en la sartén a fuego medio y agregaremos las cucharadas de harina, cocinándola un poco.

2. Agregaremos la sal y la leche poco a poco e iremos removiendo sin parar para que se vaya formando la bechamel.

3. Cuando estén todos los ingredientes bien ligados agregaremos el queso, removiendo hasta que éste se funda y se quede una masa lo más homogénea posible. En el momento que lo hayamos conseguido dejaremos que se enfríe la mezcla y prepararemos un plato con huevo batido y otro con pan rallado.

4. Con un tenedor o una cuchara iremos cogiendo pequeños trozos de la bechamel de queso que hemos hecho (debe estar fría para que no se nos pegue a las manos).

5. La pasaremos por pan rallado, después por huevo batido y finalmente por pan rallado de nuevo y las freiremos en el aceite hasta que estén doradas, momento en el que las retiraremos del fuego y las pondremos sobre papel de cocina para que absorba el exceso de aceite.

NOTA: Se puede acompañar con un poco de membrillo, 😉

¿Quieres saber más sobre los Quesos de Asturias?

Recuerda consumir Productos Españoles!

Your Spanish Foods

www.tusproductostipicos.tictail.com

Fuente: Gastronomía en Asturias

Foto: JungleKey

Anuncios